Actuar de verdad

Desde hace algún tiempo atrás he querido tratar el tema de la disciplina, he hablado acerca de esto con varias personas las cuales me han comentado su necesidad de disciplinarse para así alcanzar un estado de madurez, espiritualidad o para conseguir algún fin q represente éxito en sus vidas, ahora, dudo mucho que si mediante alguna disciplina o autodisciplina se podrá alcanzar un estado de claridad y madurez, o talves sí? para encajar en este sistema de búsqueda de éxito y triunfo sin piedad, sea necesaria una técnica en la cual no exista nada mas q el llegar al objetivo, cual perro tras una pelota.

Por lo q entiendo la disciplina es una forma de sometimiento, de control, de ajuste, guiada hacia algún fin; de manera q puedo ser un ejecutivo muy organizado en las finanzas con un hogar destrozado por el desorden; o ser un excelente músico disciplinado e internamente estar lleno de ansiedades, dolor y desdicha, el fin siempre será acoplarnos en un molde prediseñado para nosotros.

Veo que a lo largo del tiempo como seres humanos hemos estado acostumbrados a amoldarnos, siempre nos ha gustado que nos digan q es lo q tenemos q hacer, q camino seguir o q directrices tomar, siempre elegimos lo que nos sea mas conveniente, lo q este a nuestro alcance de manera rápida y segura, aquí es donde entra la autoridad en nuestras vidas.

Es evidente que al abordar este tema, así lo haga con sumo cuidado se tienda a sentir incomodidad o hasta enojo pero esto es normal ya q siempre tratamos de abordar algo desde nuestro prejuicio e idiosincrasia, nunca somos realmente investigadores, siempre buscamos en nuestro bagaje de recuerdos para saber si se halla ahí lo q se esta diciendo y si no, lo negamos inmediatamente o si estamos buscando alguna forma de alivio o consuelo a nuestras vidas lo aceptamos sin masticar en absoluto, y este último es realmente el motor de nuestras vidas, queremos estar a salvo, queremos ser salvados, protegidos o cobijados bajo el manto de alguna forma de pensar sea religiosa, espiritual o ideologica esto nos lleva a buscar lideres, maestros espirituales, dioses, etc.. imágenes de autoridad que finalmente nos mantienen en un estado de profundo temor y donde exista temor habrá sufrimiento.

He escuchado decir que nunca podremos alcanzar aquel estado de gracia, éxtasis o iluminación alcanzado por aquellos maestros ascendidos y santos, entonces veo que la vida se convierte en una verdadera tortura, que simplemente hemos sido creados para ser tentados por nuestros deseos o resistirlos.

Vemos a alguien que de alguna manera lo interpretamos como un ser feliz o lleno de gracia y de inmediato queremos que nos diga cual es el camino, que se debe hacer para lograr eso, queremos hacer exactamente lo que el hizo, osea imitamos, no somos realmente creadores en nuestras vidas.

Es como que todo el mundo nos dijera que debemos controlarnos, algo así como que fuéramos unos simples animales. Talves todos siguen de alguna manera algún patrón de disciplina, el artista, el arquitecto, el músico, el cura, el abogado, el político, el pacifista, el vegetariano…etc.

Al detenernos a ver todo este proceso de amoldamiento de esta lucha por la eficiencia donde el ser humano es visto como la mano de obra de esta maquinaria llamado sociedad, por fuerza debe existir otra manera de vivir ya que por lo expuesto estamos destinado a ser máquinas eficientes donde la mente ha llegado a un estado de fraguado permanente (torpeza).

He escuchado a muchas personas hablar de libertad, pero acaso la disciplina te lleva a ese estado? Se puede ser libre siguiendo algún patrón de vida tornándola a esta mecánica y vacía? Sabemos q es libertad?.

Creo que todo puede comenzar con lo que deseamos, creemos que el satisfacer cada deseo por bizarro que sea, debe ser satisfecho y si a esto lo percibimos como malo entonces comenzamos a crear el opuesto a este y el conflicto se hace presente, entrando en una laguna de dualidad donde todos nuestros actos tienen su opuesto o siempre estarán en contradicción, nuestras vidas se tornan impulsivas y fragmentadas.

Recuerdo que hace algún tiempo fui invitado a un taller de psicología para entender la adolescencia o algo así y fue un tanto gracioso el ver q aparte de nombrar la edad en la q esta comienza también se exponían puntos o características a reconocer como: llega tarde a casa, no da explicaciones, nunca dice donde ha estado, se torna irritable, quiere tener la razón, le gusta pasar solo con sus amigos etc. Era como que me estaban nombrando características de una persona adulta y veía como padres asentían con su cabeza como afirmando que -así son estos chicos-, nada mas gracioso que esto, creo q es un hecho q todos se comportan de esa manera padres e hijos en la misma condición, huyendo internamente de ellos mismos para alcanzar una forma de entretenimiento lo cual se convierte en el modus operandi de sus vidas.

Soy una persona muy desordenada y creo que necesito de la disciplina para ser ordenado, de inmediato creo una autoridad externa o interna q me recuerde lo q debo hacer, necesito q alguien me de asistencia práctica a mi desorden busco soluciones rápidas y esto en el caso de que me haya percatado de mi desorden por que puede ser q alguien me dijo que soy desordenado y entonces ni siquiera he podido sacarme la venda de los ojos, pero hago caso a sus palabras y esto nuevamente es buscar autoridad.

Como vemos la disciplina impide el flujo de la claridad, del discernimiento, de la acción por que cualquier método de disciplina que empleemos solo provocara conflicto, ya que habrá dos imágenes en contraposición dentro de nosotros, la desordenada y la que lucha por orden, en este simple ejemplo podemos darnos cuenta que la lucha por el orden es intrínsecamente desorden por lo que vemos nuestro actuar siempre parte de su opuesto.

La observación a cada instante será de extrema importancia para liberarnos de esta autoridad q nos disciplina, percibiéndola profundamente en cuanto sale a flote,-lo inconsiente al consiente- entonces nos preguntaremos existirá algo que nos haga proceder totalmente sin opuestos sin restricciones sin sometimiento? Acaso reaccionar ante la vida es vivir? Sostengo que la acción de verad surge al ver que siempre hemos actuado por reacción osea te hago este favor porque hace unos días también me hiciste un favor, soy responsable con ellos por que siempre han sido buenos conmigo, soy puntual al trabajo porque si no me despiden, etc. a esto le llamamos integridad, ser condescendientes, responsables, maduros… nada más falso que esto, los eventos descritos siempre surgieron de la reacción nunca fueron sin ninguna razón y aquí es donde encuentro la clave, que el vivir aprendiendo a caminar a cada paso trae un tipo de acción integra que es verdadera siempre, ya que no nace del pasado o futuro, de hecho llegamos a ella cuando nuestro actuar es de profunda atención y es tan profundo que no deja recuerdos ya que es este recordar lo q nos trae fragmentación. Cuando un problema es comprendido en toda su extensión se termina no vuelve a repetirse, muere; entonces veremos q nuestros problemas muchos de ellos son consecutivos y es por q nunca hemos procedido con la acción verdadera.

En consecuencia nunca llegaremos a un actuar de verdad basándonos en nuestro pasado o futuro el cual siempre estará condicionado, tampoco creando alguna clase de disciplina ya que los sistemas o patrones de conducta solo nos llevan a amoldarnos a imitar, entonces nos percataremos que si presionas, si fuerzas a la mente, muere se atonta y el resultado es una mente inflexible e insensible la cual será tu propio enemigo en la vida.

La disciplina es una forma de conformidad basada a una idea o patrón que produce temor, y la vida es descubrimiento y para descubrirla deberá haber libertad y ésta no es libertinaje, existe libertad cuando existe un actuar de verdad ya que en esta hay inteligencia, y tampoco se deberá abordar la vida en oposición a esta, osea percibo la falsedad de la disciplina y entonces hago todo lo contrario a ella. Esto es intrínsecamente igual ya q lo único que hemos hecho es crear una autoridad en contraposición de la anterior osea dos caminamos dentro de un nuevo molde.

Entonces veremos q percibiéndonos a cada paso nos percataremos de todos los condicionamientos que nos limitan diariamente sean religiosos, políticos, sociales o personales, nunca somos libres y por hermoso o altruista que sea el patrón como deportista, músico, artista, budista, cristiano, vegetariano etc, el fin es el mismo una mente obstinada, lenta y cuadrada siempre en la búsqueda de un fin, de un resultado.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s